Expediente 2017: Profecía cumplida, pero…
PORTADA, VERACRUZ

Expediente 2017: Profecía cumplida, pero…

Luis Velázquez

Veracruz.- El tuxpeño Pepe Mancha, presidente del CDE del PAN, festejó el mes número doce de la yunicidad con el destape de Miguel Ángel Yunes Márquez como el único precandidato (amarrado, claro) a la gubernatura de 6 años.

La profecía que primero fue política y luego mediática se cumplió así, como reza el clásico, “al pie de la letra”.

Pero atrás del destape hubo razones de peso, si cierta la Teología de la Liberación de que todo fenómeno tiene una causa para ser y existir, aun cuando partió de que si Dios creó el mundo en siete días, la duda, la gran duda, entonces, es quién creó al Señor Todopoderoso.

El antecedente es el siguiente:

Uno. Según las versiones, desde hace ratito, Pepe Mancha está molesto con el gobernador porque la mayor parte de las elites quedó fuera del gabinete legal y ampliado.

La mayoría de los secretarios, por ejemplo, ha dicho, son yunistas puros y ex priistas.

Y ni se diga la militancia panista, conjugando el verbo esperar en gerundio. Esperando, pues, que la revolución azul les haga justicia y un año ha transcurrido en la espera, espera que significa resignación.

Dos. Las cúpulas de los partidos políticos están negociando las candidaturas a diputados locales y federales y senadores.

Y de pronto, zas, a Pepe Mancha “le cayó el veinte” de que sus huestes estaban quedando fuera.

Entonces, el tuxpeño, paisano de César Garizurieta, “El tlacuache”, cuya filosofía era que “vivir fuera del presupuesto es vivir en el error” se encanijó.

 

PEPE MANCHA ASCENDIÓ A LOS CIELOS…

 

Su primera estrategia fue azuzar a otras elites azules en contra de la yunicidad.

A: Cabildeó con Tito Delfín, el ex subsecretario de Salud convertido en diputado local, amarrado, todo indica, como candidato a diputado local o federal por su distrito.

B: Cabildeó con Julen Rementería, el secretario de Infraestructura y Obra Pública, amarrado como candidato a Senador (destapado, incluso, por Pepe Mancha) y cuyo operador administrativo es el contador Jesús Suverza, a quien el entonces alcalde jarocho, Francisco Avila Camberos, le puso un tache por su vida pública.

  1. Cabildeó con su alfil, el diputado local, He Man Sergio Hernández Hernández, el coordinador de la bancada panista en la LXIV Legislatura, famoso por sus “borracheras, drogas, mujeres y orgías” con cargo al erario.

D: Cabildeó con la diputada local, la Barbie legislativa, Mariana Dunyaska.

La búsqueda de su consenso tenía un solo objetivo: denunciar a la yunicidad en el CEN del PAN de Ricardo Anaya, a quien el gobernador cuestionara, con ocho colegas más del país, su Frente Ciudadano por México, y que lo tiene como traje a la medida para quedarse con la candidatura presidencial.

Y ni hablar, la yunicidad asestó el manotazo y lo llamaron a cuentas.

 

BERRINCHES QUE DURAN MUY POCO…

 

En el camino a Damasco y en el epicentro del volcán eruptivo, el tuxpeño tuvo una revelación, igual que san Pablo.

Luego del diálogo hubo acuerdos y Pepe Mancha salió transfigurado.

Uno. Según las versiones, amarró que se mantendría en el cargo como presidente del CDE del PAN.

Dos: Le darían candidaturas a diputados locales y federales para los suyos.

A cambio (ya se sabe, así son las negociaciones, los acuerdos y los pactos), destaparía a Miguel Ángel Yunes Márquez como “la única carta fuerte” a gobernador y a Julen Rementería del Puerto al Senado de la República, con todo y que Joaquín “El chapito” Guzmán Avilés, secretario de Desarrollo Agropecuario, leal y fiel a Yunes Linares, también soñaba o continúa soñando.

Fue así como de pronto, el enojo y el coraje de Pepe Mancha poco le duró.

¡Cuánta razón tenía su paisano, “El tlacuache”!

 

EL HOMBRE QUE CARGÓ LA LOSA YUNISTA

 

De ñapa, Pepe Mancha manchó el nombre, el prestigio, la trayectoria y la lealtad de “El chapito” con el destape de Julen Rementería al Senado.

Desde tiempo inmemorial, “El chapito” ha cargado la losa yunista hasta con una sonrisa.

Por ejemplo, Guzmán Avilés fue el vaso comunicante, el Narciso Mendoza, “El Pípila” de Yunes Linares para meterse hasta la cocina del PAN, de tal forma que tocó puertas y cabildeó con las cúpulas azules y lo aceptaron.

Y cuando, primero, Alejandro “El pipo” Vázquez Cuevas, y después, Gerardo Buganza Salmerón, y al último, Juan Bueno Torio, entre otros, renunciaron a la militancia panista con todo y tantos años de militancia, “El chapito” mantuvo a Yunes.

Fue su muro Donald Trump, su muro de Berlín.

Después, cuando la elección del presidente del CEN, “El chapito” descarriló a Ernesto Cordero en la campaña en el norte de Veracruz, inclinando la balanza por Gustavo Madero, y multiplicando la fortaleza azul de Yunes.

Luego, también operó para que Yunes amarrara la candidatura a gobernador.

Y no obstante, el Yunes azul ha inclinado la balanza de la candidatura senatorial a favor de Julen Rementería, quien a estas alturas es incapaz de levantar una sola colonia popular a favor de la yunicidad a diferencia de “El chapo”, con tanto liderazgo social que paralizaría el norte de Veracruz.

 

EL PARAÍSO AZUL EN MEDIO DEL INFIERNO

 

Nadie dudaría de que Guzmán Avilés tiene parte de la culpa de que Pepe Mancha lo dejó exento de la nominación al Senado, pues, todo indica, el góber azul lo siente de su propiedad, como si fuera, digamos, parte de su inventario mobiliario.

Pero… a Pepe Mancha le vale.

A: Traicionó a su antiguo socio, aliado y cómplice, Víctor Serralde, “Pisos Firmes” en el felipismo de Abel Cuevas, delegado federal de la SEDESOL.

B: Impuso a He Man de diputado local plurinominal y luego como coordinador de la bancada panista y jefe de la Junta de Coordinación Política, en que maneja el presupuesto.

C: Según las versiones, Pepe Mancha tiene en He Man caja chica.

D: Impuso a su esposa de jefa del Registro Civil en Xalapa.

E: Favoreció a su hermano con un cargo público edilicio.

G: Logró candidaturas a diputados locales y federales para sus huestes norteñas, mirando hacia el futuro para “ordeñar la vaca”.

Ninguna diferencia social, entonces, con los duartistas. Todos “cortados con la misma tijera”.

El bienestar social de la población (millón de indígenas, dos millones de campesinos, tres millones de obreros, 6 de cada 10 habitantes en la pobreza y la miseria, Veracruz campeón nacional en producción y exportación de cortesanas para garantizar el itacate y la torta en casa, creciente migración a Estados Unidos, etcétera) que se vayan mucho a casa del diablo.

Primero el poder, después el poder y al último el poder, razón de vida.

Comentarios

Comentarios

7 diciembre, 2017
Image Banner
Image Banner
Síguenos en Twitter
Siguenos en Facebook
El Piñero de la cuenca

El Piñero de la Cuenca es un medio de información con 30 años de vida; es un proyecto integrado por periodistas y profesionales de la comunicación comprometidos con las causas justas y sociales.

Image Banner
Image Banner