¿Donar o no donar sangre?, esa no es la cuestión
SALUD

¿Donar o no donar sangre?, esa no es la cuestión

 

 

Para los que nos somos doctores, policías, bomberos ni nada de eso, hay pocas oportunidades de poner a prueba nuestra humanidad. Es decir, para los que trabajamos en una oficina detrás de un escritorio, los momentos de aportar un poco de vida a los demás son muy limitadas.

También puedes ver: Mitos y realidades de la donación de sangre

Por eso me gusta donar sangre, porque es un gesto que me recuerda la capacidad que tengo de ayudar a alguien que lo necesita y la satisfacción de estar haciendo lo correcto, sin duda alguna.

Hoy, 14 de junio, se celebra el día internacional para la donación de sangre y aquí les comparto mi experiencia para que la próxima vez que alguien lo necesite se lo tomen enserio:

El domingo pasado acudí a un hospital privado a donar sangre para un conocido que padece de una enfermedad que les llevó a los doctores mucho tiempo identificar. Cuando me informaron de la situación de esta persona, solo pude recordar las conversaciones que tuve con él sobre su familia, sus dos hijas y esposa, y sentí la impotencia de su familia y amigos tratando de ayudar a su enfermo sin poder hacerlo.

Entonces me di cuenta que era muy fácil para mí y para cualquier involucrado directa o indirectamente, aliviar un poco de esa frustración donando sangre y me ofrecí. Pero primero tenía que cumplir con los requisitos.

Pueden variar según el lugar a donde acudas pero es básico:

  • No ingerir bebidas alcohólicas 72 horas antes de la donación
  • Tener mínimo 4 horas de ayuno
  • Tener entre 18 y 65 años
  • Pesar más de 50Kg y medir más de 1.5m
  • No presentar malestares
  • Más de 7 días sin tomar antibióticos.
  • No estar intoxicado o bajo los efectos de ningún estupefaciente.
  • No estar embarazada o en periodo de lactancia

Luego de cumplir con los requisitos tuve que contestar un montón de preguntas respecto a mi salud para definir si era elegible o no para donar. Este es un paso al que le llamo “Reality Check” porque en ese instante tu salud habla por ti y no importa lo mucho que quieras donar, si es tu mamá o una persona que conociste ayer, si no cumples con el perfil no vas a poder donar.

Entonces me imaginé el estrés de un mundo de personas que quieren donar a sus familiares pero no pueden, muchas veces por circunstancias que no pueden controlar, como el haberse enfermado y estar tomando antibióticos, etc.

Acá las preguntas más comunes que tienes que contestar para poder donar y que podrían descartarte como donador:

  • Le han detectado o ha estado en contacto con personas que porten HIV, Hepatitis B

o C?

  • Te has realizado algún tratamiento dental, una cirugía menor o puesto vacunas en

los últimos 30 días.

  • ¿Tienes tatuajes en el cuerpo? En algunos sitios te impiden donar si tienes tatuajes

pero la regla es que te los hayas hecho uno o dos años antes para poder donar.

  • Si has tenido cirugías mayores, endoscopias, partos o cesáreas en el último año

probablemente no puedas donar.

  • Si practicas acupuntura aumentan las restricciones para el uso de tu sangre.

Las preguntas sobre tu historial médico son muchas y por eso es que las personas que

pueden donar comienzan a disminuir por selección natural.

Depende mucho del personal que te atienda pero nunca ha sido mayor el dolor a la satisfacción de ayudar.

Mi técnica es no voltear y respirar hondo.

El procedimiento requiere dos piquetes: uno para extraer sangre y hacerle análisis; el otro, en el otro brazo, para extraer 480 mililitros de sangre. Esa cantidad equivale a el 10% de la sangre que tiene tu cuerpo, cabe en una bolsa del tamaño de un sandwich y el tiempo de extracción es de 15 min aprox.

Mientras te extraen sangre puedes checar tu celular, conocer a tus vecinos que también están donando o preguntarle a la enfermera un montón de cosas, por ejemplo: ¿Sabes por qué mueven la bolsa mientras retiran la sangre?

Todos hemos recibido una notificación en nuestro perfil facebook de “amigos” que solicitan sangre para un familiar y amigo, así que la próxima vez pon más atención y trata de responder. Uno nunca sabe y espero nunca lo necesites, pero un día podrías ser tú el que esté solicitando ayuda.

Donador: Oscar Callejas

Centro Nacional de Transfusión Sanguínea

5119 4620 al 28 ext. 1330

Othón Mendizábal No. 186, Colonia Zacatenco, Delegación Gustavo A. Madero, Ciudad de

México

[email protected]

 

con información de  salud180.com

 

Comentarios

Comentarios

15 junio, 2017
Image Banner
Image Banner
Síguenos en Twitter
Siguenos en Facebook
El Piñero de la cuenca

El Piñero de la Cuenca es un medio de información con 30 años de vida; es un proyecto integrado por periodistas y profesionales de la comunicación comprometidos con las causas justas y sociales.

Image Banner
Image Banner